El logotipo perfecto cuenta historias

manotarjeta

¿Qué hay detrás de un buen logotipo? Una de las cosas que nuestros diseñadores tienen muy claro es que un logotipo perfecto tiene que contar una historia y crear un contexto para la marca.

Con la gran proliferación de opciones que hay actualmente en el mercado, sabemos que en el logotipo recae gran parte de la responsabilidad de atraer al consumidor, pero tampoco se puede pensar solamente en función de esto al momento de la creación. En un logotipo debe haber una historia, debe reflejar lo que la marca quiere transmitir al cliente, no solo representar una transacción de compra-venta, sino generar identificación e identidad.

Color, tipografía…todo se conjuga para generar personalidad. Por eso, para crear el logotipo que mejor quede con una marca o una empresa, es preciso conocer lo que hay detrás: las metas a largo plazo, los mensajes que se quiere transmitir al cliente, los valores, de dónde proviene el nombre, la inspiración. Y aun así, con toda esta conjugación de elementos, el diseñador gráfico debe tener una importante capacidad para conceptualizar, para contar grandes anécdotas (o, en el mejor de los casos, aspirar a crearlas) pero mantenerlo simple, entendible y visualmente limpio.

Si tu meta es crear un logotipo, piensa siempre en función del contenido, y pon cuidado en entender a tu cliente, así como sus aspiraciones, porque no puede haber diseño desligado de relatos.

En ese sentido,  hay ciertas características que debe tener el logotipo que podemos tomar en cuenta y que se pueden resumir de la siguiente manera:

+ Perspectiva y tamaño – asegúrate de que tu logo funcione a cualquier escala

+ Que se destaque mediante colores y tipografía – no tengas miedo de jugar con las combinaciones hasta lograr algo que te deje satisfecho

+ Personalidad – recuerda que todo logo debe crear una historia y volverse fácilmente relacionable, pero único

+ Haz relatos, pero crea conceptos – no lo llenes de elementos tratando de contar historias, terminarás llenándolo de elementos innecesarios, aprende de la abstracción

Pin It